Software libre y edición en África subsahariana

16/07/2012 / Octavio Kulesz

ENTREVISTA CON BAKO MALAM ABDOU (NIGER)

Históricamente, el software ha constituido un flanco débil de la edición africana. En efecto, el elevado precio de programas propietarios como InDesign y la piratería resultante han derivado en un escenario caracterizado por la falta de estándares y una menor competitividad. Dentro de este contexto, el software libre es, para muchos actores locales, una oportunidad sumamente atractiva. En esta ocasión hemos conversado con Bako Malam Abdou, programador, editor y diseñador, graduado en la universidad de Niamey (Níger). Bako cuenta con una vasta experiencia en el trabajo con libros educativos –ha coordinado la publicación de casi 400 títulos– y hoy dirige su propio sello, llamado Gashingo. Tal como sugiere Bako, la difusión del software libre podría dar un fuerte impulso a la edición y a la educación en África.

1) ¿Cuáles son los programas de diseño y edición de libros utilizados actualmente en Níger y en la región? ¿Éstos te parecen adecuados?

En la gran mayoría de los casos, se trata de QuarkXpress, PageMaker, Publisher, Indesign, Illustrator, Photoshop, Paint, todos programas propietarios, muy a menudo pirateados. En mi opinión, seguir utilizando programas propietarios pirateados podría compararse a la situación de alguien que no sabe nadar y que avanza en medio de aguas cuya profundidad desconoce. Considero que cada uno debería estar al tanto de los derechos que protegen la propiedad intelectual y los límites de su utilización. Soy consciente de que el día en que las compañías que desarrollan esos programas se decidan a perseguir a todos los que se dedican a la piratería, las consecuencias superarán en mucho la mera clausura de la empresa infractora…

Ahora bien, en el caso de las pocas estructuras que pagan por sus programas, existe un problema de compatibilidad con los clientes y proveedores de pequeña escala –que representan la mayoría del mercado–, pues ellos no tendrán la misma versión del software, sino probablemente una anterior. Las actualizaciones perpetuas y pagas pueden llevarlos a dificultades económicas –o directamente a utilizar software no autorizado, tal como hacen sus colegas.

2) En este contexto, ¿el software libre tendría un papel relevante?

La utilización de software libre en empresas como las editoriales constituye un imperativo para su desarrollo, por varios motivos:

  1. Razón económica: todos los programas libres y gratuitos dedicados a trabajos de maquetación y de tratamiento de imágenes pueden descargarse a partir de una computadora en cualquier lugar del mundo, gracias a Internet. Los programas y su actualización son gratuitos, a diferencia de los programas propietarios, que son pagos y frecuentemente inaccesibles para la mayoría de las editoriales africanas –como la mía.
  2. Razón moral: al utilizar estos programas, uno se ve animado por un sentimiento de confianza, de tranquilidad de consciencia, pues se encuentra liberado de la tentación de la piratería. Debido al desconocimiento de alternativas creíbles libres y gratuitas, sabemos que el precio de los programas propietarios ha empujado a muchísimas empresas a piratear estas herramientas.
  3. Razón social: la política de compartir el saber y la construcción de bienes comunes constituyen una visión extraordinaria de acercamiento entre los pueblos. Pude experimentar este fenómeno de una manera bien concreta durante el 12° Encuentro mundial de software libre (Estrasburgo, julio de 2011): allí, los participantes que conocí me dieron la impresión de formar una gran familia. Cada actor que toma conocimiento de estos programas tiene así un fuerte incentivo para “reconvertirse” sin vacilar, pues las ventajas son más numerosas que los inconvenientes –los cuales, por cierto, existen en cualquier creación humana.

Es verdad que los hábitos son tenaces. En este sentido, no es fácil lograr que todo el mundo cambie simultáneamente. Si bien algunos aceptan el cambio de manera espontánea, en otros casos será necesaria una larga e intensa campaña de sensibilización. En suma, diría que el software libre presenta ventajas innegables en el campo de la edición. Por consiguiente, su divulgación constituirá un gran aporte para este sector, para la información y en general para la educación en África, pues marcará un paso importante en la lucha contra el analfabetismo.

3) ¿Cuáles son los programas libres que utilizas en tu trabajo cotidiano?

Trabajo diariamente con Scribus para las tareas de maquetación, con Gimp e Inkscape para el tratamiento de imágenes, con Fontforge para la generación de tipografías en lenguas africanas, con LibreOffice para el tratamiento de textos/tablas/ecuaciones (en especial para libros de matemáticas). En Niger, las editoriales que utilizan full time estos programas son Gashingo y BucoEdit. Hay otros editores de la región que también trabajan con ellos en Benin, Burkina Faso, Mali y Camerún. Nuestro proyecto es extender y reforzar la capacitación acerca del software libre en otros países, como Costa de Marfil, Togo, Senegal, Chad, Guinea, Nigeria y los países de los Grandes Lagos.

4) La capacitación resulta entonces fundamental en este campo. Has participado de numerosos talleres de capacitación en temas digitales, organizados principalmente por la Organización internacional de la Francofonía (OIF). ¿En qué han consistido estas iniciativas?

En el marco del software libre, la OIF nos ha ofrecido múltiples y variadas oportunidades. En efecto, hemos tenido la ocasión de utilizar programas libres para maquetación y luego participar en reuniones internacionales que convocan a creadores y usuarios de estos programas, por ejemplo:

  1. Participación en la LGM (Libre Graphic Meeting) en Viena, mayo de 2012;
  2. Taller de capacitación para docentes de software libre en Dakar, pensado para actores de la edición africana, diciembre de 2011;
  3. Taller de capacitación sobre edición electrónica con software libre en Túnez, noviembre de 2011;
  4. Taller de capacitación sobre Inkscape y Gimp en Niamey, agosto de 2011;
  5. Taller de capacitación sobre software libre para la creación de tipografías (Fontforge) en Bamako, junio de 2011;
  6. Encuentro mundial de software libre en Estrasburgo, julio de 2011;
  7. Taller de capacitación sobre Scribus en Bamako, marzo de 2011;
  8. Taller de capacitación sobre Scribus en Ouagadougou, diciembre de 2010;
  9. Taller de capacitación/iniciación al software libre (Scribus, Inkscape, Gimp) en París, noviembre de 2010.

Gracias a todas estas experiencias, la OIF me permitió reforzar mis competencias técnicas y pedagógicas para convertirme en docente junto con otros profesionales de África occidental. He tenido a mi cargo la segunda capacitación sobre infografías en octubre de 2011, una capacitación en Yaoundé y otra en Cotonou en mayo de 2012 bajo la supervisión de Cédric Gémy (el docente que ha impartido la mayoría de las capacitaciones organizadas por la l’OIF) y de Amadou Waziri (responsable de la sección de formación en la OIF).

5) Anteriormente mencionaste Fontforge para el tratamiento de tipografías africanas. ¿Cuáles son las especificidades de las lenguas africanas en general y de las nigerinas en particular, en lo que a la escritura digital se refiere?

Publicamos en muchas de las lenguas africanas transfronterizas y en la totalidad de nuestras 10 lenguas nigerinas. Cada lengua posee sus especificidades en la escritura, al punto que los caracteres latinos no siempre son suficientes. Por otra parte, existen lenguas como tamajaq, que tienen su propio sistema de escritura (el tifighar) y que necesitan de tipografías distintas. Hemos intentado incluso aportar algunas soluciones a este problema, pero todavía queda mucho por hacer para dotar a estas lenguas africanas de tipografías libres y más apropiadas.

6) ¿Has explorado alguna vez la producción y la distribución de e-books? ¿Consideras que los libros electrónicos representan una oportunidad para África subsahariana?

Pienso que el verbo “explorar” es muy adecuado para describir toda mi experiencia con los e-books. Sin embargo, durante la capacitación de Túnez hemos trabajado media jornada con el programa Calibre para la publicación electrónica. La próxima sesión de perfeccionamiento de docentes africanos en temas de software libre para edición tendrá lugar en Ouagadougou entre el 23 y el 28 de julio, también gracias al apoyo de la OIF; allí se prevé profundizar en la creación de libros electrónicos con la ayuda de numerosos programas libres. En mi opinión, los libros electrónicos serán muy beneficiosos y bienvenidos. No obstante, queda mucho por hacer, ya que el acceso a la era digital no está garantizado para todos los habitantes. Actualmente, nos encontramos sumergidos en una intensa exploración de la telefonía móvil tanto en la ciudad como en el campo, de modo que si los e-books llegaran a todos los usuarios de teléfonos móviles, estoy seguro de que alcanzaríamos nuestros objetivos a pasos agigantados.

7) ¿Qué recomendaciones concretas darías a otros editores y diseñadores de países en desarrollo que enfrentan retos similares a los que has descrito?

Como explicaba antes, nuestro objetivo es continuar con la sensibilización y la capacitación de otros editores y diseñadores en los países ya citados. Faltaría que la sensibilización gane terreno entre los hacedores de políticas –es decir, en los altos niveles del Estado–, a fin de que el uso del software libre se haga público y las personas se interesen más a fondo. Necesitaríamos que las estructuras del Estado, como el Boletín Oficial, la Dirección de Informática, las escuelas, los ministerios y los cibercafés utilicen programas libres en sus tareas cotidianas.

Octavio Kulesz

El autor

Octavio Kulesz is an Argentinian digital publisher and philosopher. In 2007 he founded Teseo, one of the first e-book publishing houses in Latin America. He is the author of the report “Digital Publishing in Developing Countries” (commissioned in 2011 by the Prince Claus Fund and the International Alliance of Independent Publishers), and a Unesco expert on the 2005 Convention.

Leave a comment

Your email address will not be published. Fields marked * are required.


*